__MAIN_TEXT__
feature-image

Page 339

28 Muebles inflables para Spak SRL. Buenos Aires, c. 1968. Sofás, taburetes y estantes de lona vinílica de PVC en varios colores proponen una venta distinta: pequeños paquetes listos para rellenar de “vacío” en el destino. Diseño de producto: Josefina Ayerza y González Frías.

28

María Fraxedas estudió en la Escuela Superior de Bellas Artes de la UNCuyo, egresó como profesora y como escenógrafa. Fue representante de la vanguardia mendocina, realizó una muestra de Arte Abstracto en el año 1958 junto a su profesor Abdulio Giudici. La presentación resultó provocativa y su obra fue agredida. Viajó a Alemania a través de una beca de la DAAD para estudiar en HfG Ulm. Cursó comunicación visual y fotografía, pero no completó los estudios y luego viajó a Londres, donde diseñó tapas para libros escolares en una editorial. Entre 1963 y 1964, regresó a Mendoza y dictó cursos. Al año siguiente volvió a Alemania y se radicó en Hannover, sitio en el que desarrolló una extensa labor docente y artística. En 2010 regresó a Mendoza para continuar su producción. Si bien su trayectoria es artística, se conocieron catálogos diseñados por Fraxedas de diseño racionalista en la definición de la caja tipográfica y la elección y criterio de uso de la tipografía. Finalmente se presenta el nodo de las primeras estudiantes y egresadas de las carreras de Mendoza y la Plata. Las primeras diseñadoras industriales –título que abarcaba Gráfica y Productos– fueron Haydeé Strittmatter (1966), Martha Passera y Raquel Perales (1968). Aunque no contamos con información de las primeras egresadas en la década de 1960 de la

Universidad Nacional de La Plata, es sabido que cursaban Beatriz Galán y Cora del Castillo, diseño industrial, y Susana Durione, diseño en comunicación visual, entre otras que se proyectarán profesionalmente recién en la década siguiente. En diálogo con muchas de estas mujeres, se confirma que miden el tiempo en relación al nacimiento de los hijos, los períodos escolares o la enfermedad de algún familiar, hechos que también marcan el fin de la jornada laboral. Los trabajos no productivos (no remunerativos), según Marx, muchas veces determinaron el límite del esfuerzo en el ámbito profesional. La década de 1960 tuvo una fuerte dominante masculina; algunas de las mujeres manifiestan la existencia del “modelo” y las dificultades para hacer valer sus ideas. El recorte de este campo de interés y los trabajos presentados son una confirmación de las peculiaridades más positivas del hacer y el gesto femenino basado en la discreción, la moderación, la empatía, la diversificación de actividades, la procura del consenso, e incluso las resoluciones basadas en la duda y en el trabajo metódico que parecen repetir las formas de la actividad doméstica. Aún en aquellas profesionales comprometidas e integradas a organizaciones más complejas, que pudieron haber sido más autoritarias y definitivas, aparecen la comprensión y los modos de evitar conflictos frente a los cuestionamientos.

339

Profile for MALBA

Ideas materiales: arte y diseño argentino en la década del 60